Menu
Su rumbo lo perfiló hace meses al dejar la bancada del PRD

Su rumbo lo perfiló hace meses al d…

Palestra / Rodrigo Ramón ...

Espías sin conflicto

Espías sin conflicto

ENTRESEMANA MOISÉS SÁNCH...

Ford va por China

Ford va por China

Columnaria  Juan Chávez ...

La Segunda vuelta solo arroja mayorías ficticias

La Segunda vuelta solo arroja mayor…

EL OBSERVADOR PARLAMENTAR...

Del Mazo con cuentas pendientes en Banobras

Del Mazo con cuentas pendientes en …

ACTA PÚBLICA Claudia Rod...

Lecciones del Pasado

Lecciones del Pasado

DE FRENTE Y DE PERFIL  R...

Con EPN, en el túnel de la física cuántica: lo que se ve no es

Con EPN, en el túnel de la física c…

ÍNDICE POLÍTICO FRANCISC...

Presidencialismo o transición

Presidencialismo o transición

La Costumbre del Poder *...

Moléculas de Planta Medicinal Eliminan Células de Cáncer de Mama

Moléculas de Planta Medicinal Elimi…

Un terpeno de la planta...

En la universidad más grande de América Latina se prolonga una ‘okupación’

En la universidad más grande de Amé…

KIRK SEMPLE 20 de junio d...

Prev Next
Jueves, 22 Junio 2017
11:28:03

Medios en la encrucijada

Medios en la encrucijada

Libros de ayer y hoy

Teresa Gil

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo."> 

Justo cuando Trump se parapeta en su odio para enfrentar a  poderosos medios de Estados Unidos,  revisamos Historia crítica del periodismo mexicano ( Colección KIOSCO, octubre 2016), el recorrido de casi 500 años que hizo Humberto Musacchio sobre la relación interesada, cambiante, tensa e intensa, como la llama, de los medios con el poder. Trump está en pleito casado con medios escritos y televisivos de su  país y extranjeros, entre ellos The New York Times y  CNN, a los que llama enemigos del pueblo por las críticas que han hecho a su gobierno. Pero como bola de nieve la molestia en medios de todo el mundo va creciendo para solidarizarse con los que están proscritos, cuyo número aumenta cada día. ¿Hasta donde puede llegar esa batalla del gobernante que precisa -más en este momento-, de la información de sus decisiones aunque éstas no sean compartidas?  Colocados en una situación de necesidad mutua, poder y medios -otro poder al cabo-, tienen que aferrarse a una relación de cercanía  y rechazo, a excepción de los casos de plumíferos pagados que tienen que estar a fuerza  del lado del que paga. En el recorrido de Musacchio uno va siguiendo la historia del periodismo mexicano enfrentado en los diversos momentos de esa historia al gobernante en turno,  aunque  algunas  veces, cuando el gobernante lo merecía, se hayan dado casos de medios y periodistas en lo individual que pusieron su lucha y su prestigio al servicio del poder. La llamada Decena Trágica da una imagen del reacomodo del periodismo porfirista que trata de imponer las ideas del dictador repudiando a Madero, a Carranza, a Obregón y a Calles, pero solidarizándose con Victoriano Huerta. Por esas fechas se fincan medios que prevalecen aún en nuestros días como El Universal y el Excélsior y aparecen nombres que todavía se escuchan en  herederos, nietos, bisnietos, Palavicini, Lanz Duret, Becerra Acosta, Rodrigo de Llano, Novaro, Cardona, Azcárraga, Junco de la Vega. Y en la multitud de medios y situaciones que se mencionan -es impresionante el número- uno ve enquistados a grandes artistas pintores, escritores, juristas reconocidos, poetas - Salvador Diaz Mirón de porfirista-, como Diego Rivera, Luis Cabrera, David Alfaro Siqueiros, José Clemente Orozco,  estridentistas como Arqueles Vela y toda la pléyade de periodistas que para bien o para mal tomaban partido en aquellas agitadas aguas. Se mezclan  políticos desacreditados con poetas, periodistas  y pintores y se ven desfilar en medios de la época al doctor Atl, Gonzalo N. Santos, Salvador Novo, Andrés Henestrosa, Carlos Demegri, Alejandro Gómez Arias, entre muchos. En los conflictos con los medios y sus apoyadores, la consigna era que “si algo se arregla con dinero, resulta barato”. Entre otros, se mencionan  dos momentos interesantes: la creación de la Hora Nacional por Cárdenas, que resultó “ la más eficaz convocatoria para apagar el aparato receptor”  y el surgimiento de El Popular creado por Vicente Lombardo Toledano, periódico proclive a la nota de tipo social que convocó el número más impresionante de colaboradores entre los que estaban lo más granado de la época.  El periodista sonorense, columnista de Excélsior, se nutre de muchas investigaciones y libros sobre el tema y al poner otro tanto de su cosecha, conserva ese estilo fresco, a veces de broma, sorna, o ironía, para darle fluidez a una narración que podría ser cansada. La prensa que hacían los revolucionarios en tren a vuela pájaro, tenía que cocinarse en los vagones y a veces en las iglesias tomadas. Humberto rescata una de las frases que se puso en una de esas ediciones obregonistas, que llevaban el nombre del lugar más cercano, el kilómetro de la vía y el espacio donde se editaron, “el carro 6150 del Servicio Sanitario del C. del E. del Noroeste”. Todo lugar es bueno para dar la información. Quinientos años son  muchos para reducirlos a más de cuatro mil palabras, aunque Fernando Benítez solía decir que todo se puede expresar en una cuartilla. El caso es que el libro. nutrido, importante y que debería de  ser manual de información en las escuelas de periodismo y carreras de ciencias de la comunicación, da para muchos comentarios y crónicas. A reserva de seguirlas en su momento, recalcamos la principal intención del trabajo de Musacchio, en este, uno de sus mejores aportes: “La relación entre prensa y poder, por sólida que sea y bien construida que esté, resulta por su propia naturaleza cercana y tirante, esto es, tensa e intensa, pero también cambiante, móvil, moldeable según el momento y los intereses en juego. Mostrar esa relación dinámica y siempre inacabada, ha sido la intención que orientó la hechura de este libro”

volver arriba

"Si no puede, sepárese del cargo", Rocío Nahle a Coldwell

Jueves, 22 Junio 2017
11:28:03