Menu
Viaje a Andersen

Viaje a Andersen

 Anne Serrano  fronter...

El Tribunal de Justicia Electoral de Baja California (TJEBC) confirmó que el próximo gobierno estatal durará dos años.

El Tribunal de Justicia Electoral d…

El Tribunal de Justicia E...

El sismo que predijo el cambio

El sismo que predijo el cambio

Diario Ejecutivo Un si...

(VIDEO) Maduro a Correa: "Trump agrede a Venezuela con un odio especial, yo lo comparo con la era de Hitler"

(VIDEO) Maduro a Correa: "Trum…

En el último episodio d...

Perturba a mercados baja de tasas en EU

Perturba a mercados baja de tasas e…

LOS CAPITALES Perturba a...

Quién Dará el Primer Paso

Quién Dará el Primer Paso

DE FRENTE Y DE PERFIL  ...

México, otra vez en crisis. Vamos hacia la debacle

México, otra vez en crisis. Vamos h…

20 de septiembre de 2019 ...

La prostitución, una alternativa de extracontinentales para sobrevivir

La prostitución, una alternativa de…

La prostitución, una alte...

Qué es la glosa del Informe de Gobierno

Qué es la glosa del Informe de Gobi…

Conozca qué es lo que hac...

Prev Next
Jueves, 19 Septiembre 2019
22:24:32
Tere Gil

Tere Gil

La pérfida Albión, trampa para Julian Assange

Libros de ayer y hoy

Teresa Gil

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

La larga historia  de criminalización en el Reino Unido, corre pareja con la grandeza de sus creadores y lanza la pregunta, de si el arte, la cultura en general, pueden detener la voracidad criminal de los gobiernos y las clases poderosas. Ejecuciones a granel y sucios espionajes definieron en parte, a ese estado, integrado por cuatro países. En su libro la Adicción a los ingleses, Sergio Pitot recoge la deslumbrante carrera de diez novelistas, algunos universales -sin  incluir a muchos ya famosos- y expone el porqué la literatura inglesa es una de las más reconocidas y leídas en el mundo. A la par que sus poetas, dramaturgos y escritores, lanzaban sus creaciones a la posteridad, miles de ciudadanos eran ejecutados. Igual número de  crímenes se han cometido con la aplicación de las leyes, que los que cometieron delincuentes comunes, muchos de ellos miserables, sustraídos de la benevolencia de sus gobiernos. Se menciona que solo en el reinado de Enrique VIII fuero ejecutados más de 72 mil personas, muchas de ellas por un quítame estas pajas. La prevalencia de los poderosos en la creación de normas, llevó al extremo de aprobar leyes absurdas, por mínima infracción y se llegó incluso a ejecutar niños a los que se sorprendía robando un pedazo de pan. La norma llamada ley negra casi arrasó con todos los mendigos y delincuentes comunes en la primera tercia del siglo XVIII. La insistencia en años posteriores del siglo pasado de parte de los laboristas para abolir la pena de muerte, fue eliminando causales desde 1964, aunque todavía hubo ejecuciones en 1969 y 1973, lo  mismo en Gran Bretaña que en  Irlanda del Norte. Muchas leyes que incluían la pena de muerte, siguieron con vigencia, -como sucedió en algunos casos en México-, hasta 1998.

 

GRAN BRETAÑA, ÚLTIMO ESLABÓN PARA LANZAR A ASSANGE A LA VENGANZA

La solicitud de  extradición del australiano Julian Assange,  creador de Wikileaks y vocero principal de esa web, el pasado once de junio, ponen a discusión  mundial la actitud  de Gran Bretaña, acerca de su responsabilidad de enviar a la venganza  del solicitante  Donald Trump, al famoso  internauta. El dolo original le corresponde a Lenín Moreno  presidente de Ecuador que cesó la protección a un asilado y lo  entregó de manera traidora a las manos inglesas para quedar bien con el gobierno de Estados Unidos. En ese inter suspendió la naturalización ecuatoriana asumida por Assange y lo dejó desprotegido ante las autoridades inglesas que lo mantienen preso. El caso se resolverá hasta el año entrante, pero mientras, la turbulencia que se vive en la isla en  medio de elecciones de primer ministro y la fuerte división que existe en los partidos principales por causa del Brexit, no augura nada bueno. Si logra escalar al primer  nivel el conservador Boris Johnson  ex alcalde de Londres, la situación de Assange se acentúa. La solicitud de extradición se hace desde el estado de Virginia, en el que existe la pena de muerte, a través del Departamento de Justicia, y aunque son 18 los cargos que se imputan al australiano, ninguno entra en las excepciones previstas por la octava enmienda de la Constitución que somete a esa última condena a los homicidas adultos competentes. Assange, en todo caso podría acumular condenas y llegar a los 12 años de prisión, aunque no queda claro que pueda suceder.

 

SERGIO PITOL, ADICTO A LOS INGLESES, TAMBIÉN LO FUE DE LOS RUSOS

Lo primero que leí de Sergio Pitol fue la traducción de Un drama de caza la obra del escritor ruso Antón Chéjov, que era uno de sus favoritos. Pitol fue diplomático en  Moscú, Praga, París, Budapest, Varsovia y sus gustos literarios se fueron afinando en una literatura a la que también entregó  no solo el análisis, el ensayo, sino la traducción. En su libro de primera edición (Lectorum) 2002, la Adicción a los ingleses, vida y obra de diez novelistas, el escritor nacido en  Puebla en 1933 y fallecido el año anterior, se pronuncia por sus favoritos. Y entre estos incluye a uno, Henry James, que  se naturalizó inglés en los últimos años de su vida, aunque nació en Estados Unidos. Pitol tradujo Otra vuelta de tuerca, en un  trabajo que si bien  no altera en nada el texto original  si encamina al lector a una interpretación de la famosa novela corta, a hechos reales. Otras traducciones y los propios filmes que se han  hecho de esa obra, la presentan como algo irreal, fantástico. En el libro sobre los ingleses, inicia con Emily Bronte y su famosa Cumbres borrascosas, en una penetración de la vida de las hermanas Bronte que en algo recuerda a las Tres hermanas, de Chéjov. En el análisis de sus escritores, a los que volveremos después,  vale mencionar a todos los que incluye en largos ensayos que profundizan en la vida no solo literaria sino social de  cada uno: la propia Emily, Charles Dickens, Jane Austen, Joseph Conrad, Ronald Firbank, Evelyn Waugh -que me sorpredió-, el mencionado Henry James, Virginia Wolf, Ivy Compton Burnett y Flan O' Brien. No es Pitol el clásico escritor que hace de lado a las mujeres o las incluye por concesión. En esta selección hay cuatro y todas excelentes.   

México, ACNUR, migrantes, ¿a qué jugaremos?

Libros de ayer y hoy

Teresa Gil

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Extraños -y algunos propios-, quieren obligar a México, a jugar sin defensas. La convocatoria urgente de la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) para tratar el problema migratorio, evidencia la gravedad del asunto y el reconocimiento de que México está en una situación límite que debe resolverse con el concurso internacional. No es fácil, como están proponiendo algunos legisladores, entre ellos Porfirio Muñoz Ledo, presidente de la mesa directiva de la Cámara de diputados, abrir las puertas libremente a un fenómeno que ha ido creciendo por la pobreza, la persecución criminal, la ineptitud y a veces corrupción de gobiernos locales, pero, sobre todo, por el avasallamiento que han ejercido las potencias en los países pobres.

Los premios al mérito y sus efectos políticos y económicos.

Libros de ayer y hoy 

Teresa Gil

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Premiar a alguien por sus méritos  no siempre tiene un rasgo generoso. Las grandes fundaciones de becas saben muy bien que sus impuestos serán descontados y tendrán puntos de aumento en sus relaciones  con sus gobiernos. En el caso del Nobel, el premio más destacado a nivel mundial, la monarquía supo desde 1901 cuando lo empezó a otorgar, el valor publicitario que tendría el premio y lo que le daría como mérito político y  económico a su país. No estaban equivocados aunque haya habido tropiezos serios, primero en cuatro años de la Segunda Guerra Mundial cuando no se entregó y recientemente con el caso de los acosos sexuales de algunos miembros destacados de la academia sueca. Una monarquía bamboleante que en las bases no es bien vista, es la española, que procura mantenerse contra viento y marea  y uno de sus asideros son los premios que se otorgan anualmente, el ahora llamado Premio Princesa de Asturias y los Premios Internacionales  de Periodismo Rey de España. Hay que recalcar que estos, los suecos, el venezolano Rómulo Gallegos entre otros internacionales y los que entrega México a diversos sectores por sus méritos, son a costa de los erarios. La hacienda interna  ha elevado la virtud y la fama de los que los entregan aunque el dinero no sea de ellos. El dinero público ha servido además, en algunos casos controvertidos, para indiciar ganadores, soltar información secreta y quizá cosas más graves que se pueden sospechar.

 

PREMIAR PARA GANAR, MENOS LOS PERIODISTAS QUE YA NO RECIBEN NADA

El gobierno mexicano premia el mérito de diferentes maneras, una de ellas son las becas. Otras son los premios nacionales en varias disciplinas en los que se entregan jugosos aportes  y otros más de distintas secretarias y en las que algunos tienen la inclusión de la dádiva. La entrega de la medalla Belisario Domínguez se cubre con un buen efectivo, de dinero público. Uno de los premios más importantes, destacados y alto por el efectivo  es el Juan Ruiz de Alarcón  que se otorga en Guerrero, a literatos, poetas y dramaturgos. Algunos estados hacen lo mismo. Y hasta primeras damas se dan el lujo de crear premios especiales con nuestro dinero, como lo hizo la señora Angélica Rivera. Los periodistas tenían su propio reconocimiento en el Premio Nacional de Periodismo e Información, que otorgaba la Secretaría de Gobernación  y que llegó a ofrecer antes de su cancelación, 250 mil pesos a los premiados. El regodeo y ostentación de los propios secretarios y otros funcionarios, de un premio que era pagado con  el dinero público creó una reacción en el medio y el premio fue trasladado a un  consejo en el que están   universidades, pero que ya no da aporte en efectivo. El consejo premia solo a periodistas. Al plantear la autonomía del premio se les olvidó a sus promotores que el dinero que se daba era del pueblo y que por lo tanto  en la autonomía, los periodistas tenían el derecho a recibirlo por sus méritos. Hoy, los organismos que hacen reconocimientos se limitan a las consabidas diplomas, las que otorga entre otros grupos y organizaciones el Club de Periodistas de México. El reconocimiento se hace  a políticos, miembros del poder judicial, trabajos que se nutren de Google y en general articulistas y colaboradores. La base trabajadora del periodismo, es menos. La fundación Pagés tenia otra entrega y la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) en contraposición  con la Organización Internacional de Periodistas (OIP), a través de la FELAP, daban también reconocimientos, como lo hace el Club Primera Plana. El premio del consejo, poco difundido, carece de recursos públicos y reconoce anualmente a un grupo de periodistas. Con diplomas.

 

“TODOS TENÍAN PREMIO”, TERRIBLE NARRACIÓN  DE EMILIANO PÉREZ CRUZ

En la antología crítico-histórica que hizo Seymour Menton, El cuento hispanoamericano (Colección popular del Fondo de Cultura Económica 1986) se dividió la selección en 9 temas, de acuerdo a las corrientes que abarcó. Aparecen en el libro, de 734 páginas, muchos de los destacados exponentes de la literatura de hispanoamérica , en este caso del cuento. Están, de México, Manuel Payno, Manuel Gutiérrez Nájera, Martín Luis Guzmán, José Revueltas, Juan Rulfo,  Juan José Arreola,  José Agustín y Emiliano Pérez Cruz. A este lo sitúa en la corriente del feminismo y la violencia. Su cuento, breve, de seis páginas, expone el relato de un niño de doce años, en las desgarradoras vivencias del lumpenazgo mexicano. Seres pobres, algunos  miserables, sumergidos en su propia pobreza y su incultura y condenados a su  desaparición acorde al entorno en donde viven. Todos, como lo canta a diario la  vendedora de lotería, tenían premio: su destrucción. Situaciones que suelen darse en el país. Ese es su premio, muy diferente al de otros sectores que coexisten en los extremos mexicanos y que reciben premios no por su desgracia sino por sus méritos. Pérez Cruz, periodista, narrador de larga trayectoria, es reconocido por sus crónicas con las que penetra en las profundidades de la vida y la cultura populares. Y no siempre, como en el cuento mencionado arriba, con la exposición  de una vida feliz. Tiene 64 años y nació en la Ciudad de México.    

La libertad de expresión y los viejos sometimientos.

Libros de ayer y hoy

Teresa Gil 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

 

El 7 de junio de este año, se cumplen 68 años de que Miguel Alemán Valdés estableció en 1951, el Día de la Libertad de Expresión en México. Cifra paradigmática por lo que todos sabemos, pero curiosamente es el año 68 del siglo pasado, el que menciona Rafael Rodríguez Castañeda en su libro Prensa Vendida, para informar que el 7 de junio de ese año, a menos de cuatro meses del 2 de octubre, personajes conocidos entregaban charolas de reconocimiento a Gustavo Díaz Ordaz, para agradecerle la libertad de expresión que ejercían.

Suscribirse a este canal RSS
Jueves, 19 Septiembre 2019
22:24:32