Menu
Cien años del PCM, de la clandestinidad a ente histórico

Cien años del PCM, de la clandestin…

Libros de ayer y hoy Ter...

PEF, centralista y limitado

PEF, centralista y limitado

Perfiles Políticos  Fran...

Seguirán bajando las tasas bancarias: Citibanamex

Seguirán bajando las tasas bancaria…

LOS CAPITALES Por EDGAR ...

El Reloj Legislativo

El Reloj Legislativo

DE FRENTE Y DE PERFIL  ...

La 4T, caprichosa puerta trasera para la odiosa reelección

La 4T, caprichosa puerta trasera pa…

22 de noviembre de 2019  ...

La Revolución se volvió a subir al caballo

La Revolución se volvió a subir al …

Diario Ejecutivo   El A...

Prev Next
Viernes, 22 Noviembre 2019
19:14:10

Mexicanos soñadores

Mexicanos soñadores

Francisco Gómez Maza

Análisis a Fondo 

· Unas 130 mil personas vitorearon al Presidente 

· Hasta sus adversarios reconocieron a AMLO

Dignas, alegres, novedosas celebraciones independentistas se desarrollaron la noche del domingo 15 y el lunes 16 de este septiembre. Unos ciento 30 mil mexicanos aproximadamente, según cálculos de los cronistas de radio y tv, vitorearon al presidente Andrés Manuel López Obrador, después de que dio 20 vivas desde el balcón central, acompañado únicamente por su esposa, sin hijos y sin la parafernalia del pasado. Un opositor dijo: “No hubo las tradicionales rechiflas”.

 

Al grito unánime de la multitud de “¡no estás solo!” dirigido a López Obrador, culminó la ceremonia del Grito, la media noche del 15. Antes, se escuchó unísona la frase: “¡Sí se pudo!”, seguido del tradicional “¡Es un honor estar con Obrador!”, frase que recordó aquel fallido desafuero en el sexenio del amargado Vicente Fox.

 

Visto por un medio millón de persona en todo su recorrido desde el Zócalo por el Paseo de la Reforma, el desfile militar fue totalmente novedoso. Demostró a unas fuerzas armadas disciplinadas, leales, con nuevos mandatos, no sólo militares, sino con objetivos sociales, muy consciente de lo que significa la cuarta transformación. Fueron un gran éxito estos festejos patrióticos.

Bueno. Hasta adversarios destacados del presidente lo reconocieron, como Enrique Krauze, quien escribió en su cuenta de Twitter: “Que el magnánimo Grito del presidente @lopezobrador_ sea el primer paso para la reconciliación nacional.”

Fernanda Familiar@qtf, otra declarada enemiga de López Obrador, escribió, también en esa red social: “Un grito sin rechifla, ni un invitado en balcones, ni salones, sin hijos, austero y sincero. Un Viva México, con democracia, libertad, con héroes anónimos... Un grito de un México que merece un buen rumbo. FernandaF

Joaquín López-Dóriga ✔@lopezdoriga: Y un grito sin chiflidos por primera vez en muchos años.

Callo✔@callodehacha: Me encantó el grito. Felicidades presidente @lopezobrador_ y felicidades a todos los mexicanos.

tumbaburross®@tumbaburross: Buen grito de independencia por parte de nuestro Presidente López. Me gustó, el protocolo de cero invitados es excelente. Bien.

Víctor Trujillo@V_TrujilloM Gran programa previo de los medios oficiales, y un grito digno de todos los mexicanos. Mañana será otro día. Buena noche. ¡Viva México!

Hubo más elogios gratuitos de personajes que cuestionan consuetudinariamente, gratuitamente, sin razones, sin argumentos serios, incluso con la burla, al mandatario.

Me gustó esta fiesta. Desde la víspera del día 15 me fui al zócalo con mi hija y mi nieta de casi 5 años, y nos dimos una gran divertida, viendo a la gente alegre, contemplando las luces, que en estos días adornan los edificios que rodean la plancha del zócalo.

Pero tanto la ceremonia del Grito como el Desfile militar y la presencia de López Obrador, solo con su esposa, en el balcón central de palacio nacional hablaron, aparte de la alegría patriótica, de ausencias como la paz en los hogares mexicanos, que viven muchísimos con miedo de que la pequeña adolescente salga de casa y nunca más regrese, o el hijo sea asesinado a la vuelta de la esquina, o el jovencito sea sujeto de la leva de las bandas de la delincuencia organizada.

Hubo inclusive muchos municipios en donde las autoridades decidieron suspender los festejos patrios por temor a ataques de las bandas de la delincuencia organizada. En un municipio tabasqueño, por ejemplo, fueron asesinadas 8 personas que celebraban en un bar. Y sigue los sicarios de la delincuencia organizada destruyendo la vida.

Otra gravísima preocupación es que los involucrados y presos por la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa fueron liberados por un juez, lo que constituyó una verdadera burla, después de un lustro de sufrimiento de los padres de los desaparecidos. Y a empezar de nuevo… Habrá que ver si…

Y la crisis económica mundial, agudizada por los ataques con drones a los petroleros de Arabia Saudita, que pone en gravísima crisis a la economía mundial por el encarecimiento del tambo de petróleo, lo que se conjuntaría con las debilidades de la economía mexicana.

Pero las fiestas septembrinas, absolutamente diferentes a las de los gobiernos pasados, con un pueblo entusiasmado en la alegría de los fuegos artificiales y en los cantos y los 20 gritos del presidente le parecieron a este escribidor un presagio de que el status de violencia y muerte que prima en el país podría amainar; podría estar en sus estertores. Por lo menos, en algo hay que soñar.

Y recordé un correo que envié a las redes sociales en el que afirmo: “Deshacernos, rehacernos, remodelarnos en una sociedad solidaria sin banderas.”

Modificado por última vez enLunes, 16 Septiembre 2019 19:57
volver arriba
Viernes, 22 Noviembre 2019
19:14:10