Menu
Según los Asesores de la IP, el PIB “Crecerá” (-)8.0% al Final de 2020, derrumbado por Covid-19

Según los Asesores de la IP, el PIB…

Las previsiones económica...

Regeneración Educativa

Regeneración Educativa

La Costumbre del Poder:  ...

Cae en Abril el Ingreso de Remesas de Mexicanos en el Exterior, Afectado por la Pandemia

Cae en Abril el Ingreso de Remesas …

Las remesas de mexicanos ...

México: así Viven Paramédicos la Emergencia por el COVID-19

México: así Viven Paramédicos la Em…

MARCO UGARTE | Texto y Fo...

Se reinicia la economía con una nueva polarización

Se reinicia la economía con una nue…

LOS CAPITALES EDGAR GONZ...

EU es Sacudido por Protestas Contra la Violencia Policial

EU es Sacudido por Protestas Contra…

TIM SULLIVAN y MATT SEDEN...

Advertencias y críticas de Banxico, doble recesión y enojos en Palacio

Advertencias y críticas de Banxico,…

CARLOS RAMÍREZ / INDICADO...

Cuarentena

Cuarentena

Una Colorada (vale más qu...

Prev Next
Lunes, 1 Junio 2020
20:17:20

Serenidad y paciencia…

Serenidad y paciencia…

Entresemana

MOISÉS SÁNCHEZ LIMÓN

No, no se ría.

Ésa era la recomendación que, por ahí de 1963, al pequeño Solín comenzó a dar Kaliman, llamado el hombre increíble, para enfrentar situaciones difíciles, una actitud básica ante vicisitudes de la vida.

 

Sin duda nunca perderá vigencia la frase de aquel personaje místico surgido de la idea compartida de Héctor González Dueñas con Clemente Uribe Ugarte que, en sus aventuras salpicadas de hechos históricos, repartía recomendaciones de vida a los radioescuchas de la década de los 60 del siglo pasado, que pegaban oído a la emisión de la estación RCN –“la que le gusta a usted”, rezaba el slogan--.

Seguramente para la generación “Y” conocida como millenial, es decir, la chaviza y alguna no tanto, aquella frase-recomendación de Kaliman “no tiene la mayor importancia”, muletilla del desaparecido actor Arturo de Córdova, famoso en esos años de la modernización de México con el cachorro de la Revolución, el presidente Miguel Alemán, extendida con el desarrollo estabilizador de Gustavo Díaz Ordaz,

Así, parecerá simplista la referencia a esa frase de Kaliman –con y sin acento--, pero la situación política, económica y, sobre todo en la emergencia sanitaria, entraña una enorme lección para quienes han echado redes a río revuelto tanto para justificar inacción y displicencia del inquilino de Palacio frente a la pandemia del coronavirus COVID-19, como para insistir en la polarización social.

Pero, precisamente el inquilino de Palacio, quien creció con la cultura de la radio y que en esos rumbos de Macuspana era como una religión escuchar radionovelas, tal cual fue el caso de la exitosa de El Hombre Increíble, y otras tantas cuyos contenidos eran invaluables orientaciones en la vida cotidiana.

Sí, usted se preguntará qué diablos tiene de relación la filosofía kalimanesca con el acontecer del México de la llamada y cada día más quimérica 4T.

Le diré que mucha relación por cuanto a que la frase “serenidad y paciencia”, por más simplista que parezca o pretexto para recordar tiempos idos, es la recomendación para los acelerados y aquellos que creen a pie juntillas que en política hay coincidencias y casualidades, cuando el acontecer nacional tiene más aristas de las que pudo haber tenido sexenio alguno, con todo y las tragedias nacionales.

El inquilino de Palacio sabe del tema, presume de conocimientos históricos, tanto que la señora Irma Eréndira Sandoval Ballesteros lo califica como el presidente más culto que ha tenido México –por favor, por favor, no se ría, es real lo dicho y hasta hay versión estenográfica--, pero igualmente asume el manejo de temas de salud, aunque finalmente concedió el lugar a los médicos y expertos en esto del COVID-19, pero le dio pretexto al licenciado Johnny Ackerman para elevarlo al nivel de científico.

Pero, bueno, precisamente por esto que le platico y el asunto más reciente, el del domingo pasado en al crucero de la carretera que va de Badiraguato a Guadalupe y Calvo, próxima a La Tuna, donde el inquilino de Palacio saludó familiar y cordialmente a la señora María Consuelo Loera Pérez, madre de Joaquín El Chapo Guzmán, que se pretende echar bajo la alfombra pese a los mensajes, en plural, que entraña ese encuentro, es que lo más recomendable es tener serenidad y paciencia.

¿Por qué?

Porque por más que cualquier avezado y temerario reportero quiera saber de qué tamaño y por qué la relación reflejada en ese imagen coloquial de saludo de mano, la respuesta que tendrá será el silencio, en el mejor de los casos cuando no ser llamado provocador, como aquel colega que en el aeropuerto de Culiacán, Sinaloa, pretendió conocer de viva voz del señorpresidente de qué carta le hablaba la señora María Consuelo, a quien los lugareños de aquella zona del Triángulo Dorado llaman “La Patrona”, y como respuesta recibió el desdén y el “ahí nos vemos mañana”.

Y, bueno, qué decir de ese desprecio a las recomendaciones de higiene para evitar contagiarse y contagiar, con el que el señorpresidente transitó en los días previos, muy previos a la declaración de la Segunda Fase de la Pandemia por el coronavirus, es de terror para quienes lo han tenido enfrente y hasta saludado y abrazado.

¿Qué le hace mella al licenciado presidente? ¿Será que más que atender y comulgar con la recomendación de Kaliman al pequeño Solín, asume el papel del hombre increíble y se piensa invencible?

Es un juego perverso, porque no se trata de cualquier ciudadano ni, decía en entrega anterior, de un presidente de barrio, sin ánimo discriminatorio pero sí muestra de la distancia que hay con alguien que fue elegido para gobernar a más de cien millones de mexicanos.

¿Serenidad y paciencia? En efecto, no queda de otra. Pero, en las ligas mayores, éstas en las que participa hoy el señorpresidente y que declara no estar dispuesto a aislarse por temor a que los conservadores llenen su espacio --¡válgame!--, debe estar cierto de que la serenidad y la paciencia se agotan. Y entonces los espacios, lecciones de historia patria, los urge el pueblo harto de demagogia populista y de esas embestidas desde los oscuros terrenos oficiosos, mezquinos de los mercenarios que insisten en defender lo indefendible. Serenidad y paciencia. Conste.

COMO ME LO CONTARON. Y mire usted, el enorme riesgo que entraña la pandemia del coronavirus que crece exponencialmente, tanto que hasta este lunes 30 de marzo había ya 28 muertos en México, llevó a la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudica Sheinbaum, y a otros gobernadores a salirse del script y no esperar a la declaración de Emergencia Sanitaria por el COVID-19.

En ese tenor, el gobierno de Guanajuato tomó desde la semana pasada las medidas sanitarias pertinentes para evitar la propagación del coronavirus, a la que sumó el respaldo al aparato productivo estatal.

Y anunció que se destinarán 456 millones de pesos para apoyar a Mipymes y proteger a los empresarios locales; se tiene estimado beneficiará a 7 mil 526 personas de manera directa con Empleo Temporal, mediante el Programa “Impulso Económico contingencia del COVID-19”.

Se trata de proteger a la industria productiva de Guanajuato, además de generar Empleo Temporal para más de 7 mil personas. Para el efecto se tienen establecido un recurso por 800 millones de pesos en total, recursos  provenientes del .3% del impuesto sobre nóminas del 2019 y 2020 para hacer frente a esta contingencia, recordó el secretario de Finanzas, Inversión y Administración, Héctor Salgado Banda en rueda de prensa, a la que asistieron el secretario de Desarrollo Económico Sustentable, Mauricio Usabiaga Díaz Barriga.

Y por ahí van otras entidades como Querétaro, cuyo gobernador dio positivo al coronavirus pero sigue chambeando desde su casa, y los gobernadores de Coahuila, Yucatán, Tamaulipas y Nuevo León. Sí, se salieron del script y se los reconocerán sus gobernados. Digo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.entresemana.mx

@msanchezlimon

Más en esta categoría: « Miedo al miedo Fantasía política »
volver arriba

El crack del 29 y la Gran Depresión

Seguimiento en vivo de Coronavirus

Pulsa aquí si no puedes visualizarlo (mapa elaborado por la Universidad Johns Hopkins.)