Logo
Imprimir esta página

Autopista Naucalpan- Toluca detroza reservas naturales y tierras otomíes

 La comunidades otomíes  en el Estado de México se manifiestan en contra del destrozo y despojo de sus tierras y de reservas naturales por la construcción  autopista privada Toluca-Naucalpan que se planeó desde la administración de Enrique Peña Nieto como gobernador de la entidad. “Pasó justo en el corazón de sus tierras comunales y territorios sagrados”.

 

En vez de construir grandes pirámides, los otomíes del Estado de México prefirieron construirse a sí mismos en comunión con su entorno, especialmente con sus bosques que consideran sagrados. Defendiendo su hogar resistieron la invasión de mexicas y españoles, recuerdan en un desplegado.

Sin embargo, hoy enfrentan su más grande reto: una carretera que afectará definitivamente su forma de vida, se quejan.

Informaron que el lugar donde se construye esta autopista tiene una importancia ecológica y cultural trascendente, es una reserva natural estatal con categoría de santuario del agua llamado “Bosque Otomí-Mexica”.

 Atraviesa también el Parque Estatal “Santuario del Agua y Forestal Subcuenca Tributaria Río San Lorenzo”, influye en la Región Hidrológica Prioritaria (RHP-65) “Cabecera del río Lerma”, y tiene incidencias negativas en un área de Importancia para la Conservación de Aves (AICA).

 Además, consideran, la construcción de la carretera generará graves y directas afectaciones en el abastecimiento de agua de la Ciudad de Toluca y al Sistema Cutzamala, que proporcionan el líquido que todas y todos usamos, además causaría daños irreversibles a los ecosistemas y al entorno natural y cultural del sitio.

Denunciaron que el gobierno del estado de México, de Eruviel Ávila, mediante el uso de granaderos y policías, han avanzado hasta las puertas del bosque sagrado sin consultar a los pueblos y ocultando información, han dividido y corrompido a miembros de las comunidades.

 “Han continuado con las obras de construcción y talado árboles a pesar de no contar con Autorización para ello y han incumplido sistemáticamente con la Autorización de Impacto Ambiental que indebidamente les fue otorgada”.

Los pueblos originarios indígenas decidieron interponer varios amparos, mediante los cuales lograron obtener dos suspensiones de la obra sin que la empresa al día de hoy haya cumplido con las mismas.

Han presentado varias denuncias y han recorrido todo el país para denunciar en distintos foros el atropello que están sufriendo.

 Hoy están en alerta, pues en enero el gobernador Eruviel Ávila se reunió con los alcaldes de Toluca, Lerma, Huixquilucan y Naucalpan, además de representantes de la empresa, para continuar con esta carretera a pesar de las violaciones jurídicas, culturales y ambientales que causaría.

Por ello, otomíes de las comunidades de San Francisco Xochicuautla, Santa Cruz Ayotuxco y San Lorenzo Huitzizilapan llaman hoy a intelectuales, académicos, artistas, estudiantes, otros pueblos originarios de todo el mundo y a la sociedad en general a integrarse al Comité en Defensa del Bosque Otomí-Mexica., a para sumarse a la conservación y defensa de esta área natural.

El desplegado los firman: El Frente de Pueblos Indígenas en Defensa de la Madre Tierra

Frente Juvenil Xochicuautla; Asamblea Nacional de Afectados Ambientales

Caracol Zaragoza, Red de personas por la autonomía zapatista - Aragón, Estado Español, Centro de Derechos de la Mujer de Chiapas, A.C, Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero y Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, Colectivo de Abogadas y Abogados Solidarios (Causa), entre otras.

Modificado por última vez enSábado, 15 Marzo 2014 17:34

Lo último de

Análisis a Fondo Diario © Todos los derechos reservados. Hosteado por Cike Hosting OTM Armonia Rafting .